¿Te perdiste el pasado sábado 26 de marzo las jornadas históricas de Siétamo 1936?

A continuación vamos a intentar hacerte un resumen de lo que fue este viaje en el tiempo a Siétamo 1936 a través de la recreación, comenzamos con nervios, tanto en la anterior ocasión (enlace AQUI) como en esta, la respuesta del público había sido muy buena y se habían llenado todas la plazas para las visitas guiadas de la mañana, era la primera vez que organizábamos algo con más de 100 recreadores y había que estar en muchos sitios a la vez.

Último preparativos antes del comienzo de las visitas guiadas. Fotografía: Carlos Migliaccio Inciarte

Pero son buena gente estos recreadores de guerra civil española, no solo es que acudan a los eventos de una forma totalmente altruista, que también, sino que además ponen todo lo que está a su alcance para ayudar en la organización.

Además algo nuevo en nuestros eventos, un mercado de antigüedades y coleccionismo que nuestro compañero Dani (trabajo el suyo digno de mención especial antes, durante y después del evento) había conseguido organizar para que los visitantes además de la recreación pudiera disfrutar de otros servicios, algo que queremos agradecer a los vendedores que pusieron sus puestos y que nos acompañaron durante toda la jornada.

Preparación de la feria donde se dieron lugar vendedores de antigüedades y coleccionismo.

Comenzaban a las 10.30 las visitas guiadas, lo primero presentar lo que van a ver, la recreación histórica de guerra civil es aún un tema un poco delicado, sobre todo en los pueblos como el de Siétamo en el que aún se ven las heridas sufridas en sus edificios. Tras ello se dirige el grupo a las escenografías donde se les mostraran diversas cuestiones.

Puesto de mando del Valladolid 20

En él, Xavi, de Voluntarios de Fayón recreando al capitán García Rivas, jefe de la posición en septiembre de 1936, organiza la defensa junto a los compañeros del grupo de recreación del Frente de Nalón, vienen de Asturias, se han cruzado la península para echar una mano y en ellos recae el peso de representar como se organizaron esos días barricadas y casas fuertes para defender el Siétamo sublevado de las fuerzas obreras que vienen de Cataluña.

Momento de la teatralización donde el capitán García (Xavi VdF) y el teniente Tovar (David FdN) al mando de los efectivos del regimiento Valladolid 20 organizan la defensa de Siétamo. Fotografía: Carlos Migliaccio Inciarte

Mientras ello ocurre, se produce algo simbólico, el cambio de bandera dejando la tricolor republicana a un lado para que volver a colocar la bicolor monárquica, se utiliza para ello una vieja bandera bicolor que trae la hija de un caído en Alhucemas.

Campamento sublevado

Encarnado por los recreadores de ACCUH, Batalla de Belchite y Retaguardia Zaragoza, varios soldados del Valladolid 20, que se encontraban haciendo el servicio militar obligatorio en Huesca discuten sobre la situación, no saben lo que sucede, tienen distintas inquietudes pero el miedo al sargento hace que de momento nadie se atreva a moverse del puesto.

No sucede lo mismo con los falangistas de Retaguardia Zaragoza, ellos son voluntarios, se han unido a primera hora con los sublevados y esperan indicaciones para entrar en acción mientras se ofrecen  a todo lo que se pueda necesitar.

Puesto de explosivos

En él, 2 soldados, del grupo recreación Primera Línea, se les nota nerviosos, no es para menos, manejan explosivos, su objetivo es volar el puente sobre el rio Guatizalema para intentar retrasar a las milicias obreras provenientes del oriente aragonés, hay que ganar todo el tiempo que se pueda para reforzar la posición y de paso fortificar Huesca, pues su situación es precaria, ¿Cómo les irá?

Población civil

¿Quién se acuerda de la población civil?, ¿quién piensa cuando toma un pueblo a sangre y fuego que es de los habitantes de esas casas en las que ahora luchan?, eso recrean estas chicas de distintos grupos, se nota su desesperación, su miedo y cansancio, han destrozado sus vidas y sus sueños, su única ambición sobrevivir.

Recreadoras que encarnaron a la población civil de Siétamo durante los combates. Fotografía: Carlos Migliaccio Inciarte

Se genera en este display un punto de inflexión, las visitas son conscientes de lo que hay detrás de toda guerra más allá de los combatientes, cuando un pueblo se toma casa por casa, a base de agujeros en paredes para meter explosivos, botellas incendiarias y la lucha llega a ser tan próxima que los fusiles son marcados en sus extremos con telas para saber quién está detrás las consecuencias no pueden ser buenas para los que allí habitaban.

En ello se van a centrar nuestras recreadoras, en darle voz a esa población olvidada cuyas voces son silenciadas

Puesto de transmisiones

Siétamo comienza a ser rodeado, corre serio peligro de quedar cercados, eso preocupa a estos compañeros de voluntarios de Fayón y XV Brigada, Tito se mueve rápido al saber que las comunicaciones se han cortado y no se puede contactar con la Loma Norte ni con el siguiente puesto en Estrecho Quinto y Monte Aragón, llama a un enlace, a partir de ese momento la transmisión de información con la retaguardia será muy difícil.

6.- Comité local de Siétamo

¿Cómo se organiza la vida en un pueblo que ve multiplicada varias veces su población con la llegada de milicianos?

Eso es lo que vimos en este puesto donde los compañeros de los grupos de Recreación Voluntarios de Fayon, Frentes de Euskadi, Pandols 38 y Didpatri nos muestran las tensiones de quienes llegan a un pueblo que no es el suyo frente a los vecinos del mismo encargados de organizar el día a día respecto a comida, alojamiento, higiene… son momentos de tensión que afortunadamente se cierran de buena forma, ¿será algo duradero?

Recreadores que encarnaron las distintas situaciones en la escenografía que reencarnaba la organización mediante los comités locales de los pueblos. Fotografía: Carlos Migliaccio Inciarte

Fotoperiodista

La gran cantidad de testimonios gráficos de la toma de Siétamo indica que en el pueblo se dieron cita muchos fotoperiodistas de ambos bandos en busca de  la noticia, eso nos muestra nuestro camaleónico Agustí, recreador del grupo Voluntarios de Fayón que junto a Roser van a recrear al mismísimo Agustí Centelles y van a poner todo lo que está en sus manos para que los visitantes posen como lo hacían los personajes de la época. Gran trabajo el suyo.

Mesa de los fotoperiodistas que acudieron a cubrir las noticias de la lucha por Siétamo. Fotografia: Carlos Migliaccio Inciarte

Entrenamiento de milicias

Un profesional, sea cual sea su oficio, se nota en el resultado final, no lo es menos en la guerra donde los voluntarios carecen de formación militar y deben ser instruidos en el uso de las armas y tácticas de ataque.

Eso es lo que presenciamos, como los milicianos de Barbastro son instruidos por los soldados del regimiento de infantería de montaña Ciudad Rodrigo que tenía su base en la misma localidad, los compañeros del grupo de Recreación Primera Línea y de Sancho de Beurko van a representar las dudas y recelos que se tenían entre ellos.

Puesto de Sanidad

No es simplemente un puesto de sanidad, es un lugar de memoria para todos los olvidados de la Cruz Roja que durante la guerra civil intentaron dedicarse a la cura de heridos, con especial interés al duro destino de esas enfermeras que no dudaron en ayudar a quienes no conocían y recibieron a cambio el peor de los desenlaces.

Una memoria que magníficamente representaron los compañeros y compañeras del grupo XV Brigada, tras lo cual la mente del visitante volvió a esos sufrimientos que padecieron quienes no tenían un arma entre las manos y solo querían ayudar.

Asamblea de ataque

Se va a preparar el ataque al pueblo que veremos por la tarde, Jordi, nuestro guardia de asalto de XV Brigada pierde la voz y la paciencia explicando a los milicianos de la CNT y el POUM representados por voluntarios de Fayón, Pandols 38 y Madrid que bien resistes como debe hacerse la maniobra para ser exitosa, para él no es importante la tendencia política de quien logre el éxito, las milicias no parecen tener eso claro, les enseñara, pero no lo tendrá fácil, el resultado….lo veremos por la tarde.

Momento para reponer fuerzas

Llega ahora el alto en el camino, hora de comer, hay quien incluso se sumerge en el personaje comiendo como lo hacían en la época, otros descansan como pueden, es aquí donde toca hacer un alto para agradecer a las asociación de vecinos de Siétamo todas las molestias que se han tomado para preparar desayuno y comida, junto a Carlos y Jose Luis del ayuntamiento, han jugado un papel fundamental para que todo fuera llevado a cabo.

Recreadores durante el rancho. Fotografía: ACCUH

Recreación combate de la tarde durante las jornadas Siétamo 1936

Momento de dejar atrás la parte más didáctica de la recreación histórica para dar lugar a la espectacularidad de los combates, el escenario no puede ser mejor, los lugares reales donde tuvo lugar la lucha en septiembre de 1936, recrear bajo las marcas en los edificios de las balas de la contienda no es algo que se pueda hacer todos los días.

Todo el sigue el plan previsto y tras 25 minutos de humo, ruido y gritos de soldados el pueblo es tomado por las milicias obreras, momento para el homenaje final, unos breves segundos de recuerdo para las personas de Siétamo cuya vida quedo marcada para siempre en 1936.

Acto final de homenaje

Algo muy breve, todos los recreadores forman en la plaza de la iglesia para recordar a todos los vecino de Siétamo que sufrieron la guerra civil española, es por su memoria que tienen lugar todos los actos.

Preparación del homenaje al final de las jornadas históricas Siétamo 1936

Conclusiones y agradecimientos

Un día que para nosotros fue toda un revalida, pero del que salimos con una enorme sonrisa y la sensación de un trabajo bien hecho, una labor que no hubiera sido posible sin Carlos, concejal de Siétamo que desde el minuto 0 mostró su excelente predisposión, José Luis, alcalde del pueblo que puso todos los medios disponibles a su alcance, la asociación de vecinos que no paró en todo el día preparando todo los necesario para atender a los recreadores.

Mención aparte para todos los compañeros de otros grupos de recreación, que desde el primero al último arrimaron el hombro para que el día fuera una fiesta de la memoria.

No quiero olvidar a los componentes de este grupo, el Grupo de Recreación Primera Línea, que han trabajado como jabatos no solo el dia señalado, sino muchos días antes y después para que todo estuviera hecho con cariño, con el mimo de una abuela que cocina a fuego lento un caldo para su familia, dando todo lo que pueden desde la modestia de un grupo que es pequeño, con capacidades materiales muy limitadas, pero que intentan hacer las cosas lo mejor que saben a la vez que piden disculpas por aquello que no estuviera correctamente prepardo.

GRACIAS, GRACIAS Y GRACIAS  a todos los que lo habéis hecho posible.

Firmado: la memoria de la guerra civil española

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Oye, probablemente ya lo sepas, pero tenemos que informarte de que esta web utiliza cookies y de que registramos información sobre analítica y email marketing. Por supuesto, puedes rechazarlas todas sin problema :)    Configurar y más información
Privacidad